Conozca la Cámara Retinal Digital CX-1 de Canon y el imageSPECTRUM

La importancia de la fotografía de fondo de ojo (Figura 1), radica en que esta técnica de diagnóstico nos muestra por separado las capas de la retina y la coroides, lo cual permite detectar una posible patología y determinar el tipo de enfermedad que presenta el paciente.

Actualmente, hay una gran variedad de tecnologías para registrar el fondo de ojo, éstas permiten diferenciar las estructuras retinianas y sus funciones con la finalidad de detectar anomalías en las mismas.

Las cámaras especializadas en capturar el fondo de ojo, conjuntan una serie de filtros y en combinación con la administración de medios de contraste, se pueden conseguir imágenes altamente específicas.

Existen dos tipos de cámaras oftálmicas para capturar fondo de ojo: cámaras midriáticas y no midriáticas:

Las cámaras midriáticas capturan imágenes de fondo de ojo y retina después de la dilatación de la pupila del paciente (midriasis inducida), lo que permite obtener imágenes de un área más grande de la retina con mayor detalle.

Las cámaras no midriáticas, muestran una imagen del fondo de ojo y de la retina sin necesidad de midriasis, existen cámaras de alta calidad que permiten fotografiar imágenes a través de las pupilas con un mínimo de 3,3 mm de diámetro, proporcionando un diagnóstico bastante detallado de las enfermedades oculares más comunes, como la retinopatía diabética, el glaucoma y la degeneración macular relacionada con la edad.

Dado que ambas tecnologías son complementarias para el diagnóstico de enfermedades oculares, Canon fusionó ambas opciones, generando una tecnología hibrida, la cual ofrece diferentes modos de captura, dando origen a la Cámara Retinal Digital Hibrida Midriática/No Midriática CX-1 (Figura 2).

 

 

Características de los cinco modos de fotografía de la Cámara Digital Hibrida CX-1

Modo Color

Con este modo la cámara hibrida CX-1 permite visualizar una imagen unidimensional de las estructuras retinianas, tal y como se hallan dentro del ojo, esta modalidad consiste en pasar una luz blanca a través de la pupila, la cual ilumina la retina permitiendo examinarla a todo color (Figura 5).

Con la cámara hibrida CX-1, se puede estudiar la circulación sanguínea del fondo de ojo específicamente de retina y diagnosticar diversas patologías oculares como se citó con anterioridad, utilizando el modo Myd o el modo Non-Myd; siendo el modo Non-Myd no invasivo, debido a que no se requiere administrar un fármaco para dilatar la pupila (Figura 6).

Libre de rojo (Red Free)

Al pasar la luz por el ojo con el modo libre de rojo de la cámara hibrida CX-1, esta se filtra para eliminar la luz roja, lo que permite resaltar las áreas de la retina en color rojo, este modo se usa básicamente para visualizar lesiones vasculares (Figura 7).

Azul Cobalto

El modo cobalto de cámara digital hibrida CX-1, se aplica en la evaluación de la capa de la fibra nerviosa, además se resaltan áreas teñidas con fluoresceína visualizándose erosiones o úlceras corneales (Figura 8).

Fondo de Autofluorescencia (FAF)

Al adquirir fotografías con el modo FAF con la cámara digital hibrida CX-1 se aprovechan las propiedades fluorescentes de la lipofuscina (indicador metabólico), lo que permite documentar los cambios en epitelio pigmentario de la retina (EPR) y diagnosticar algunos padecimientos como son: retinopatía diabética, degeneración macular asociada a la edad (DMAE), glaucoma y atrofia geográfica (Figura 9).

Login

Welcome! Login in to your account

Remember meLost your password?

Lost Password