Centro de Atención Integral para la Discapacidad Visual (CADIVI), una luz en la oscuridad

La misión del CADIVI es procurar la salud visual de las personas, y la autosuficiencia en la discapacidad visual, principalmente a quienes se encuentran en condiciones de vulnerabilidad socioeconómica.

Recientemente la revista Review of Ophthalmology México y oftalmologoaldia.com, tuvieron la oportunidad de recorrer  las instalaciones del Centro de Atención Integral para la Discapacidad Visual (CADIVI), un lugar excepcional, ubicado en el corazón de la Ciudad de México, que le ha brindado ayuda integral a las personas con discapacidad visual, desde el año 2004.

La licenciada J Alejandra García Hernández, coordinadora de CADIVI, juntos con su equipo y personal del Hospital Nuestra Señora de la Luz nos recibieron en sus instalaciones para que conociéramos de cerca todas las actividades que ofrece este importante institución, que merece un reconocimiento especial por su loable labor social.

Nuestra primera experiencia fue apreciar un hermoso mural titulado “Un ayer y un mañana de luz y esperanza”, diseñado por el maestro Alberto Hernández Olvera. En esta obra de arte, se puede apreciar la historia de la oftalmología, las principales enfermedades visuales y una lista de los oftalmólogos fundadores del Hospital de Nuestra Señora de la Luz.

En el libro conmemorativo Fundación Hospital de Nuestra Señora de la Luz 140 años, la licenciada J Alejandra García Hernández explica que el Centro de Atención Integral para la Discapacidad Visual (CADIVI) es parte integral de la Fundación Nuestra Señora de la Luz y que tiene como objetivo ofrecer programas de rehabilitación, que faciliten la inserción familiar y social de personas con un pronóstico de pérdida visual, baja visión o ceguera.[1]

Así mismo, comenta que el Centro fue creado en 2004  por la psicóloga Mélida Graue Moreno, quien en aquél tiempo realizaba intervenciones de apoyo psicológico a algunos pacientes del Hospital, y la licenciada Lourdes Ordaz Vera, hasta hoy jefa del Departamento de Baja visión. [2]

“Bajo la guía y supervisión de la Fundación Hospital Nuestra Señora de la Luz, CADIVI ha crecido de manera considerable en distintos aspectos. A lo largo de 12 años ha ampliado su plantilla de colaboradores, sus instalaciones y la cantidad de programas que ofrece a los usuarios. Actualmente, CADIVI está conformado por un equipo de distintos profesionistas especializados en el área de rehabilitación, como la licenciados en Educación Especial, con énfasis en discapacidad visual, optometristas especialistas en baja visión y psicólogos. Además, cuenta con todos los servicios médicos que componen el Hospital de la Luz, y ha sabido desarrollar procesos de operaciones bien definidos, con un expediente electrónico que permite dar seguimiento a cada usuario rehabilitado”, comenta la licenciada Alejandra García.

En lo que respecta a sus instalaciones, CADIVI cuenta con varios salones adaptados para trabajar con niños y con adultos. Tiene un auditorio, un cuarto de Estimulación Sensorial (CEMS) y una Sala de Tiflotecnología que contiene una biblioteca de audio digital, magnificaciones de imagen y convertidores de texto en audio. Al visitar este Centro de rehabilitación se puede tener contacto con material y herramientas tan básicas como las reglas para la enseñanza del sistema braille, además del equipo de última tecnología diseñado especialmente para niños y adultos con baja visión. Así CADIVI ha logrado posicionarse como uno de los Centros más reconocidos en el ámbito de la discapacidad visual de la Ciudad de México y área conurbada.

Los pacientes atendidos por CADIVI son, en su mayoría, niños y adultos con discapacidad visual (baja visión o ceguera) de escasos recursos, procedentes de cualquier parte de la República Mexicana. [3]

Programa de rehabilitación

Mediante un detallado proceso de evaluación, cada usuario que ingresa a CADIVI es valorado por un equipo de profesionales en función en su resto visual, capacidad física, estado emocional y expectativa hacia el futuro. Una vez concluida la evaluación, se formula un plan de rehabilitación con actividades favorables para el desarrollo del usuario, respetando su ritmo de aprendizaje y proceso de asimilación de la discapacidad vivida. Cada programa persigue objetivos claros y definidos. 210.

Programa de intervención temprana. Tiene como objetivo principal promover el desarrollo integral de los usuarios con discapacidad visual, tomando en cuenta su edad y sin perder de vista los retos que la baja visión y la ceguera pueden imponer a los largo de su crecimiento. Exclusivo para niños.

Programa de actividades de la vida diaria. Promueve la autosuficiencia en actividades personales como la alimentación, el baño, el vestido, la preparación de alimentos y el reconocimiento de dinero, por mencionar solo algunas.

Programa de orientación y movilidad. Capacita a los adolescentes y adultos para el correcto uso de bastón en la calle y los lugares públicos.

Programa de técnica de comunicación escrita. Éste capacita a los usuarios en el aprendizaje de técnicas de escritura Braille, estenografía, dactilografía y escritura en negro.

Programa de psicología. Brinda apoyo emocional tanto a los usuarios que presentan un problema visual como a sus familiares, promoviendo el fortalecimiento de recursos personales y familiares para generar lazos de mutuo apoyo.

Programas de estimulación visual. Exclusivo para niños, éste tiene como objetivo principal desarrollar y facilitar el uso de la visión.

Programa de rehabilitación visual. Capacita a los usuarios con baja visión en el uso de apoyos electrónicos (como magnificadores de imagen) y otros aditamentos (como telescopios, lupas o atriles) que les permite mejorar el uso de su resto visual.[4]

Según el Informe Anual 2015 CADIVI brindó, durante este año, atención a 428 usuarios y sus familiares, de los cuales 177 concluyeron el proceso de rehabilitación.

Las cinco causas de discapacidad visual atendidas en el año fueron:

  1. Retinopatía del Prematuro
  2. Glaucoma
  3. Atrofia / Neuropatía óptica
  4. Retinopatía Diabética
  5. Retinosis pigmentaria[5] 25

La licenciada Alejandra García Hernández explica que las metas a futuro de esta institución están alineadas a la planeación estratégica del periodo 2013- 2017 del Hospital Nuestra Señora de la Luz. “CADIVI se ha planteado ser el mejor centro de rehabilitación dirigido a pacientes con discapacidad visual. Para lograrlo, actualmente comparte su experiencia de trabajo con otras instituciones con el fin de proyectarse en distintos ámbitos y convertirse en un modelo que se replique con éxito a lo largo del país, y así darle cada vez a más usuarios una nueva oportunidad de vida”, aseveró la licenciada García.  [6]

Bibliografía

  • Fundación Hospital de Nuestra Señora de la Luz 140 años, Jimena Lechuga de la Peña, edición literaria, primera edición, mayo 2016, México, Cuartilla Servicios Editoriales.
  • Fundación Hospital de Nuestra Señora de la Luz, Informe Anual 2015, Excel Servi Gráfica, edición LC. Claudia Grama Ramírez, México.
  • http://hospital.marat.mx/que-es-cadivi/

Si desea que su Centro de Excelencia aparezca en oftalmólogo al día, por favor, escriba a Laura Malkin Stuart [email protected]

[1] Fundación Hospital de Nuestra Señora de la Luz 140 años, Jimena Lechuga de la Peña, edición literaria, primera edición, mayo 2016,

México, Cuartilla Servicios Editoriales, pág. 208

[2] bídem; pág. 208

[3] bídem; pág. 209

[4] bídem; págs. 211-218

[5] Fundación Hospital de Nuestra Señora de la Luz, Informe Anual 2015, Excel Servi Gráfica, edición LC. Claudia Grama Ramírez, México,

Pág. 25

[6] Fundación Hospital de Nuestra Señora de la Luz 140 años, Jimena Lechuga de la Peña, edición literaria, primera edición, mayo 2016,

México, Cuartilla Servicios Editoriales, pág. 221

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password